Home Actualidad El tiempo del V8 sueco. Volvo S80 Summun AWD.

El tiempo del V8 sueco. Volvo S80 Summun AWD.

written by Héctor Jáñez 15 febrero, 2017
El tiempo del V8 sueco. Volvo S80 Summun AWD.

Por Héctor Shavershian.

No hace mucho, Volvo anunció públicamente que estaba inmersa en una nueva etapa de desarrollo y producción en la que dejaba a un lado todas las configuraciones de motores para centrarse únicamente en los bloques de 4 cilindros turboalimentados. Pero hubo un tiempo en que las cosas eran muy diferentes. La marca sueca siempre ha sido especialista en la producción de motores, tanto de seis, como de cinco cilindros, e incluso llegó a ofrecernos joyas de ocho cilindros como esta.

volvo-s80-ii-12368

2007_volvo_s80_sedan_v8_rq_oem_3_2048

La idea de poseer una berlina del segmento E con un motor V8 es algo apasionante, sea cual sea. Que decir si ese coche además, luce unas letras cromadas que dicen ‘Volvo‘ en el centro de su portón trasero. Fue así como la marca sueca decidió desarrollar un modelo que además de permitirle competir con dignidad al otro lado del charco, satisficiera realmente a los amantes de la combustión norteamericanos.

La precisión de Yamaha permitió colocar un auténtico motor V8 en el vano del Volvo de forma transversal.

La principal rareza de este S80 no es que incorpore un motor V8, que también, si no sus influencias orientales al incorporar una mecánica desarrollada por Yamaha. Inexplicablemente, y quizás debido a la experiencia de una marca especializada en motocicletas, el motor V8 del Volvo presentaba una arquitectura cerrada con una V a 60 grados que se concibió tan compacto y ligero que permitió alojarlo en el vano transversalmente. Algo prácticamente inverosímil en la actualidad. Obviamente, un motor atmosférico de 4.4 litros con estas características, presentaba cierta carencia de bajos que en parte se disimulaba con su transmisión automática de seis relaciones con modo secuencial. El autentico poderío de este muscle car sueco se encontraba entre las 3.000 y las 5.000 revoluciones, donde generaba una potencia máxima de 315 cv y 440 Nm.

volvo-s80-v8-awd-08

El V8 sueco no solo escondía una mecánica ejemplar. Un sistema de tracción Haldex intervenía a la perfección en la dinámica del Volvo, ya que la mayor parte del tiempo mientras el coche no sufriera falta de motricidad, siempre prevalecía la tracción delantera. Únicamente cuando una de las ruedas sufría carencias de tracción, es cuando se transmitía parte del par al eje trasero. Todo ello sumado a una seguridad de lujo y una suspensión de regulación electrónica, hicieron del S80 una maquinaria casi ideal para todo amante de los Sleepers.

Únicamente era necesario un escape artesanal para que el V8 del S80 rugiera a grito limpio al más puro estilo Muscle Car como podemos disfrutar en el siguiente vídeo. Escuchándolo con los ojos cerrados ¿Quien aseguraría que es un Volvo con motor Yamaha?

También te puede interesar